Barra Izquierda
Chicotazos/Jackomienza el golpeteo

Chicotazos/Jackomienza el golpeteo

La posibilidad real de que el empresario acapulqueño Joaquín Badillo Escamilla encabece la fórmula para contender por el Ayuntamiento de Acapulco en las elecciones del próximo año, abanderando las siglas de la coalición Frente Ciudadano por Guerrero (filial del Frente Ciudadano por México suscrito a nivel nacional entre los partidos PRD, PAN y Movimiento Ciudadano), ha causado no solamente escozor, sino un verdadero ardor y fuerte comezón  entre algunos pretensos a ese mismo espacio.
Concretamente, entre seguidores del diputado local coahuilense Ricardo Mejía Berdeja, uno de los prospectos del partido de Luis Walton Aburto, y del diputado federal michoacano David Jiménez Rumbo, quien se autopromueve a través de la corriente política que regentea al interior de lo que queda del PRD, Grupo Guerrero. Ambos, curiosamente, nativos de otras entidades del país pero que han venido ostentando cargos representando a Guerrero, aprovechando esa rara costumbre de los paisanos que por conveniencia o dejadez les abren las puertas a los fuereños y desdeñan a los de casa.
Ahí están los casos –aparte de los mencionados-, del ex síndico y ex diputado local Fernando Donoso Pérez (ecuatoriano); del actual diputado local y ex regidor Mauricio Legarreta Martínez (chilango); el actual regidor Quetzalcóatl Vladimir Beciez Romero (chilango), y hasta del mismísimo calentano Félix Salgado Macedonio, originario de Las Querendas, municipio de Pungarabato, que gracias a esa misma pachorra ciudadana porteña logró ser alcalde del municipio más importante de Guerrero. Esos sólo por citar unos cuántos ejemplos.
En redes sociales, particularmente Facebook y grupos de WhatsApp que se han puesto muy de moda, perfiles evidentemente falsos pero de procedencia fácilmente identificable, han evidenciado que desde los flancos mejíaberdejistas y jiménezrumbistas se ha desatado una guerra abierta contra todo lo que huela a Jacko Badillo.
Cada declaración, cada propuesta, cada comentario que es publicado que haga referencia a la legítima aspiración del joven empresario acapulqueño, es recibida con una andanada de críticas, insultos, descalificaciones y toda clase de improperios por parte de supuestos perfiles en las redes sociales que o bien son seudónimos, o bien son nombres y fotografías falsos a todas luces.
A ellos obviamente se suman otros, esos sí reales y valientes -hay que reconocerlo-, que ven igualmente amenazadas sus aspiraciones e incluso lo ubican desde ya como un rival fuerte ante una eventual candidatura. “Yo voy con Figueroa”, dicen algunos. “Mi voto para Genaro Vázquez”, argumentan otros, en referencia al ex diputado local Rubén Figueroa Smutny (oriundo de Huitzuco, para no variar) y al ex regidor petista y hoy miembro de la dirigencia estatal del Partido Coincidencia Guerrerense, Genaro Vázquez Flores.
Lo cierto es que pareciera una consigna de ciertos personajes cerrar el paso a la posibilidad de que sea un auténtico acapulqueño el que pueda no solamente abanderar la coalición partidista, sino de llegar a ocupar la presidencia municipal, sobre todo porque está demostrado que cuando los partidos se coaligan tienen prácticamente asegurado el triunfo en Acapulco.
La experiencia acumulada en el manejo de sus empresas, que son auténticas historias de éxito, aunado al trabajo social que lleva a cabo de manera cotidiana a través de las acciones de la Fundación Jackomienza, junto al liderazgo que en el sector empresarial del puerto se ha construido al encabezar diversas cámaras, lo que le ha llevado incluso a ser actualmente el presidente del Consejo Coordinador Empresarial en Guerrero, parecen no contar, y anteponen el interés personal al interés colectivo de los acapulqueños.
La decisión, sin embargo, y esto hay que aclararlo y recalcarlo, no dependerá de lo que digan o piensen los que orquestan esta especie de guerra sucia, sino de quienes dirigen los institutos políticos y más aún, será decisión final de los ciudadanos que ya exigen un cambio en la conducción del gobierno y un combate frontal a la delincuencia, tal como lo ha venido planteando el presidente del Grupo Jobamex.

Opinión: Francisco Javier Flores V.

¿Tienes algo qué agregar?

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Barra Derecha
UA-26625602-2